La gestión de los recursos como medio para optimizar las ciudades.

El mundo de la iluminación ha evolucionado junto con la tecnología, en las últimas décadas se ha experimentado un crecimiento notable en funcionalidades, durabilidad, versatilidad e interrelación con otras disciplinas para ofrecer diferentes aplicaciones. El uso principal del alumbrado público sigue siendo la iluminación de las vías y parques públicos además de otros espacios de libre circulación con el objetivo de proporcionar la visibilidad adecuada para el normal desarrollo de las actividades.

Uno de los problemas principales para las ciudades es la reducción del gasto público. Una gran parte de estos gastos se va en facturas de electricidad cuyo porcentaje mas alto es debido al alumbrado. Es por esta razón que la gestión de recursos se vuelve un papel importante hoy en día para las ciudades, debido a que es necesario establecer un buen proceso para la planificación y gestión de recursos, y con esto maximizar la eficiencia y controlar la utilización de los recursos.

De aquí nace la importancia de tener un centro de control del alumbrado público, ya que permite a las ciudades poder reducir sus facturas de electricidad hasta un 40%. Además, los gastos se gestionan más eficientemente, se mejora el mantenimiento y la administración de activos y se proporciona más seguridad aumentando el bienestar de los ciudadanos. 

Algunos beneficios que ofrece el tener un centro de control del alumbrado público son:

  • Ayudar a las ciudades a lograr ahorros en energía, operaciones y mantenimiento
  • Crear un entorno más atractivo y seguro.
  • Permite monitorear y controlar toda la infraestructura de iluminación y obtener información sobre su rendimiento.
  • Genera información sobre el estado y el rendimiento de su infraestructura de iluminación
  • Permite analizar y realizar mejoras con el objetivo de aumentar el bienestar de los ciudadanos
  • Conocimiento del rendimiento y los informes automatizados de fallas y estados en tiempo real.
  • Automatizar los servicios de mantenimiento y reparación que optimizarán su flujo de trabajo y con esto generar un ahorro significativo de costos.

TrafficLight ha desarrollado un centro de control conocido como NOC (Network Operation Center) con un enfoque integral, ya que proporciona desde el plan de diagnostico hasta el mantenimiento, ofreciendo una solución de control completa para cualquier tipo de instalación de iluminación. Además de la implementación de tecnología de vanguardia capaz de controlar las luminarias por medio de un sistema de telegestión, con la finalidad de ayudar a las ciudades a alcanzar sus metas para reducir los costos energéticos.